Subscríbete a las noticias con: RSS Facebook Twitter En tu correo

Widgetized Section

Go to Admin » Appearance » Widgets » and move Gabfire Widget: Social into that MastheadOverlay zone

El Hospital La Pedrera pone en marcha un protocolo para la atención del paciente con agitación

20120810-152920.jpg DÉNIA.- Bajo la coordinación de la doctora Antonia Conejo, geriatra del Hospital La Pedrera, se ha puesto en marcha un protocolo de actuación para la atención del paciente con delirium o agitación, una situación frecuente en ancianos hospitalizados.

El delirium, también denominado “Síndrome Confusional Agudo”, es un trastorno cerebral agudo que cursa con desorientación (a veces precedida de inquietud), alteración del nivel de conciencia (con dificultad para mantener la atención), alteración de memoria, pensamiento desorganizado (discurso pobre, incoherente…), alteraciones de la actividad psicomotora y del comportamiento, trastorno del ciclo sueño-vigilia (duermen de día y se agitan por la noche), alucinaciones y percepción distorsionada de la realidad.

En el protocolo se describen métodos de detección de pacientes con riesgo de desarrollar un cuadro confusional, consejos para evitar su aparición y los fármacos más recomendables que se pueden utilizar, con las dosis adecuadas.

Cabe señalar que en ancianos hospitalizados la incidencia del Síndrome Confusional Agudo es de hasta el 50%, sobre todo en aquellos pacientes que han sufrido una cirugía (ortopédica o abdominal), y alcanza cifras del 60% en ancianos que se encuentran en instituciones geriátricas.

En la población general, en ámbito extrahospitalario, afecta a un 1-2%, pero entre la población anciana la incidencia es mayor, aumentando hasta un 14% en mayores de 85 años.

Recomendaciones

El protocolo de actuación para la atención del paciente con delirium o agitación del Hospital La Pedrera contempla una serie de recomendaciones no farmacológicas para evitar su aparición, entre las que se encuentran: evitar estímulos sensoriales excesivos, mantener una luz tenue en la habitación, dirigirse a la persona de forma tranquilizadora, mantener un correcto ciclo vigilia-sueño, intentando que el paciente realice algun tipo de actividad que le mantenga despierto durante el día, mantener un ritmo horario fijo (comidas, aseo…), evitar cambiarlos de lugar, y dirigirse con trato respetuoso, sin infantilismos.

Asimismo, es importante recordar que en caso de precisar tratamiento farmacológico, nunca se deben sobrepasar las dosis prescritas por el facultativo, dado que son fármacos que pueden ocasionar complicaciones provocadas por un exceso de sedación.

avatar Posted by on 10 August 2012. Filed under Actualidad,Comunidad Valenciana,Crónica 24 Horas,Sociedad,Vida Sana. You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0. You can leave a response or trackback to this entry